Gracias a dicho método de recambio del tirante, el perno original, que fija el tirante a la carrocería, se puede utilizar para el montaje del tirante nuevo, y además permite evitar las dificultades durante la extracción del perno o de sus partes, durante la utilización de otro método.